Un gato me maúlla por dentro.